jueves, 12 de octubre de 2017

PASEO DE DOMINGO

Sisi, me enteré que está por terminar la semana y que yo vengo con una entrada sobre un paseo del día domingo. Pero qué le voy a hacer si el tiempo vuela y cuando me quiero acordar otra semanita se va del almanaque. 

Entonces no importa, comparto este paseo que hice la tarde del domingo, en el que fui a un lugar que no conocía y que, además, incluye una sorpresa al final. 




Por la costa bonaerense, a unos catorce kilómetros de Miramar, hacia el sur, hay una pequeña localidad que se llama Mar del Sur. El pueblo es muy chiquito y no presenta gran atractivo, por lo que según mi opinión no es un lugar para ir a quedarse, sino nada más para pasar el día o la tarde. Eso último hice yo, un típico paseo dominguero.




Me gustó conocer las playas que me resultaron distintas por tener acantilados, ser más bien rocosas y con una arena gruesa y tirando a anaranjada.





Cámara en mano, caminé un poco por esa arena descubriendo el paisaje.




Fue una caminata un tanto heroica porque el día estaba nublado, soplaba mucho viento y hacía frío (¿Y la primavera? Bien, gracias... no sé adónde se habrá quedado porque a la costa todavía no llegó).







A la vuelta, sobre la ruta bordeando el mar, obviamente yo iba mirando en su dirección y disfrutando de su calma y sus colores... Hasta que vi un montículo negro que aparecía sobre la superficie y se volvía a sumergir. Le pedí a marido detenernos para mirar mejor y ya había grupos de personas observando y fotografiando los varios grupos de ballenas que estaban a poca distancia de la costa.




Se trata de la ballena franca austral (Eubalaena australis) que pasa por la costa bonaerense en su migración hacia Península de Valdés, que es su área reproductiva. A quien le interese acá dejo un link a un artículo que salió en el diario local hace unos meses sobre el tema.




Para mí, fue una gran sorpresa verlas ya que aunque de vez en cuando aparece como noticia en los medios locales, nunca las había visto "en vivo y en directo". Así que fue un hermoso cierre para un día de paseo bien aprovechado y disfrutado.

9 comentarios:

  1. ¡Qué bueno rematar el paseo dominguero con un avistamiento de ballenas, Marita!
    ¡vuestra primavera andará perdida con nuestro otoño que también se niega a aparecer!
    Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, fue una verdadera sorpresa! Hagamos un intercambio Isabel, yo te mando el otoño y vos me mandas la primavera :) Besos!

      Eliminar
  2. Que lindo! Me encantó la sorpresa del final! Seguro una bonita experiencia verlas. Yo nunca vi ese tipo de ballenas. Si vi algunas orcas estando en el sur..
    Que este finde tengas más paseos! :)
    beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hermosa e inerperada experiencia!! Qué lindo tambien ver orcas!! Muchas gracias y que vos también tengas un muy buen finde!! Besos!!

      Eliminar
  3. Que emoción debiste sentir, preciosa experiencia. En una ocasión saliendo del puerto de Barcelona ví delfines y lo sentí como un acercamiento. Un saludo cariñoso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, es emocionante porque a pesar de la distancia a la que las veía son majestuosas. Qué lindo ver delfines, me encantan! Besos!

      Eliminar
  4. Te hizo todo el show para vos! Qué justo que la vieron!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sii, fue una gran casualidad!! Hermosa experiencia! Besos!

      Eliminar
  5. The blog are the best that is extremely useful to keep.
    I can share the ideas of the future as this is really what I was looking for.
    I am very comfortable and pleased to come here. Thank you very much!
    ตารางบอล

    ResponderEliminar